¿Cómo hacer que mi toldo resista el viento? | Toldos y Lonas López

¿Qué debo hacer con mi toldo para que resista al viento y al mal tiempo?

El 2021 ha empezado fuerte en todos los sentidos.

A nivel meteorológico, Filomena y rachas de viento de más de 100 km/h han azotado el país en las últimas semanas.

En este contexto, nuestros toldos pueden sufrir grandes deterioros que pueden hacer que no estén listos para hacer su función en verano, que en realidad es cuando más los necesitamos.

Por eso, es muy importante llevar un correcto cuidado de nuestros toldos y seguir una serie de consejos cuando el tiempo es de todo menos apacible. ¿Qué debo hacer con mi toldo para que no se deteriore con el viento, las tormentas y las inclemencias del clima?

¡Te lo contamos!

RECÓGELO 

El “truco” más sencillo y a la vez el más efectivo. Por lo general, los toldos soportan rachas de viento de hasta 40 o 50 km/h. Solo tienes que ver en tu app del tiempo qué velocidad va a llevar el viento y, si se acerca a este límite, recoger tu toldo para evitar que se estropee.

No obstante, aunque el viento sea algo más ligero, tampoco es recomendable tener el toldo extendido.

Si tienes un negocio y no puedes permitirte recogerlo a la más mínima brisa porque el toldo cubre una terraza o similar, protégelo de las rachas más fuertes, pero si tienes el toldo en casa y no lo necesitas en ese momento, recógelo siempre que haga viento.

LIMPIEZA Y MANTENIMIENTO

Aunque pueda parecer que solo responde a una cuestión estética, mantener el toldo limpio puede evitar el desgaste de una forma muy notable.

Existen productos específicos para la limpieza y el mantenimiento de los toldos, pero el agua y el jabón es una solución fácil y también efectiva.

Evitar la acumulación de polvo ayudará a que el material no se agriete y pueda terminar rompiéndose en poco tiempo, así que asegúrate de que tu toldo está limpio y dedícale un tiempo periódicamente aunque no lo estés utilizando en una determinada época del año. Cuidar del toldo en invierno te permitirá disfrutarlo en verano.

Otro consejo muy importante es secarlo bien, tanto después de limpiarlo como después de una tormenta. Enrollar un toldo mientras aún está mojado hace que la tela guarde la humedad y le puede causar un deterioro importante con el tiempo. Así, es muy recomendable dejar el toldo extendido hasta que esté seco por completo al aire libre y recogerlo solamente una vez la humedad haya desaparecido.

Después de una tormenta, es importante comprobar que la lluvia y el viento no han ensuciado en exceso el toldo. De ser así, lo más recomendable es seguir los pasos que hemos indicado: limpieza, secado y recogida del toldo.

REVISIÓN

Si crees que tu toldo ha podido sufrir algún desgaste por el viento o tras una tormenta, no está de más hacerle una pequeña revisión para asegurarte de que todo está en orden.

En Toldos y Lonas López ponemos a tu disposición nuestros más de 40 años de experiencia con nuestro servicio de mantenimiento. Ponte en contacto con nosotros para revisar tu toldo y comprobar su estado, ya que no tratar un problema de desgaste a tiempo puede tener graves consecuencias en la instalación.

De hecho, lo más recomendable es realizar revisiones periódicas para atajar cualquier desgaste o deterioro. Al menos una vez al año, haz una revisión profesional y asegúrate de que tu toldo está en perfecto estado.

Por último, no nos queremos despedir sin ofreceros la solución a los problemas de viento, tormentas y mal tiempo: el toldo cofre.

Se trata de un tipo de instalación que cuenta con perfiles de aluminio que, cuando se recoge el toldo, protegen la tela y los brazos de la suciedad, la humedad, el sol, el viento o la lluvia. Por ello, es un tipo de toldo muy resistente que apenas sufre desgaste si se recoge, ya que está muy bien protegido. Si te interesa, tienes mucha más información haciendo click aquí.

Contacta con nosotros

💬 ¿Necesitas ayuda?